Jorge Luis de Barrio Comercial



Luis Fernando Jorge Albornoz llegó a debutar en la Primera de Juvenil allá por los inicios de los años ´70. Hasta ahí es una historia más de un pibe de barrio que cumplió el sueño de jugar en su club. Pero un día, Jorge Luis debió dejar la pelota y empuñar un micrófono para quedar en la historia del cuarteto.

"En verdad no lo cambié, si no que tuve que elegir el canto por lo que representaba económicamente. Desde chico me gustó cantar, siempre en las juntadas y fiestas me decían Cabezón cantante algo y yo los deleitaba con un tango, o algún cuarteto. Resulta que un día en una fiesta me escuchó cantar un Sr. Gaitán, el me llamó porque estaban formando una orquesta y necesitaban cantante, allí fuí, era la familia de César Gutiérrez de Villa Libertador, su madre me eligió el nombre artístico Jorge Luis. Cuando empecé creía que era para alguna fiesta cerca pero después comenzamos a viajar, fuimos a un casamiento en Santiago del Estero y también a fiestas al interior de Córdoba", contó en la fanpage de Juvenil.

Justamente en un evento en otro de los clubes de la Liga Cordobesa fue que su carrera cambió para siempre. "Fué una noche de sábado en una fiesta en el Club Villa Azalais, esa noche tocaba el cuarteto Berna, y en la pausa le pidieron a Don Bebilaqua (padre de Berna) si yo podía cantar en la pausa, él cedió el escenario, subí y canté, de allí me busca el violinista Rogelio Campana para grabar un disco. Me ofrecía un pago, el viaje y el alojamiento en Buenos Aires, no lo podía creer, yo grabando en Buenos Aires era un sueño y desde ese momento cambió mí vida.....esa grabación en el año 1973", amplió.

Luego de ese momento, fue el cantante de "La Orquesta de Don Chicho", "Cuarteto Dany", "Cuarteto Leo" y "Cuarteto Berna". Pero su hora mas gloriosa la vivió el 23 de enero de 1987, cuando cantó en el Festival de Cosquín. Fue el primer representante del tunga-tunga en el escenario mayor del Folklore. Además, hizo un documental junto a Leon Gieco.

Hace un largo tiempo se bajó de los escenarios. Desde hace 42 años trabaja en Tribunales. Durante todo este recorrido algo se mantuvo firme: su fanatismo por Juvenil de Barrio Comercial. "Siempre, siempre a todos los lugares que fuí nunca dejé de reconocerme como hincha de la "Jota", por eso le pido a todos "Los Malditos" que siempre pusieron el pecho en cualquier cancha que cuiden y valoren al Club, que apoyen a la gente que hoy dirige a la Institución en su crecimiento constante, de sus disciplinas, de sus instalaciones, que se sientan orgullosos como siempre me sentí yo, un abrazo enorme y un saludo grande a mí querido Juvenil de Barrio Comercial". La nota fue publicada por Daniel Ruiz en la página oficial del club.