LOS GRANDES DE LA LIGA


Raúl Peralta,  aquel volante central con pasado en Talleres y Boca Juniors entre otros, fue el entrenador de Atlético Carlos Paz en buena parte de la temporada. En algún momento de su carrera compartió plantel con Diego Armando Maradona.

Héctor Chazarreta, un exquisito volante con pasado en Racing de  Nueva Italia y Rosario Central, fue el DT que levantó a Amsurrbac en la última parte del torneo, que no solo escapó al descenso, también peleó la clasificación al Regional Amateur. Como entrenador fue campeón con Las Palmas y Peñarol. 

Hernán Medina fue un zaguero que la rompió en Belgrano, Boca y Olimpo en Primera División. Durante 2019 fue el conductor del Racing campeón en la Liga. Ahora pelea por el título en la Copa Córdoba y fue confirmado para dirigir a la Academia en el Regional Amateur.

Cristian Carnero fue delantero de Belgrano en la A entre 1998 y 2000. Además disputó casi 150 partidos en distintos equipos del continente. Dirigió a Juniors en el Torneo Inicial y luego retomó su lugar en el Albo como Ayudante de Campo. 

Sebastián Carrizo aún luce como perfil en sus redes una foto disputando una pelota con el brasileño Kaka. Esa es una síntesis de su exitosa carrera que lo vio vestir los colores de Talleres e Independiente, clubes de Bolivia y España. Con casi 400 partidos oficiales se retiró en General Paz Juniors y rápidamente se sumó a la estructura de inferiores de Peñarol. 

Luis Ernesto Sosa fue un volante con un extraordinaria pegada con los colores de Belgrano y Huracán de Corrientes. El uruguayo está vinculado desde hace años a Lasallano. 

Lucas Godoy, el enganche que la rompió en la reválida ante Bella Vista, antes jugó en Talleres e Instituto, y proyectaba una enorme carrera. Una dura lesión lo obligó a colgar los botines, pero volvió a Huracán para ayudar a salvarlo del descenso. Con 30 años seguramente lo seguiremos viendo en las canchas de la Liga Cordobesa.